miércoles, 5 de junio de 2013

Sigue al conejo blanco #1... El castillo de Drácula

¡Hola! ¡Bienvenidos un día más a nuestra biblioteca preferida! 


Como no todo en la vida son reseñas, nos gustaría que nos acompañarais en este viaje que vamos a iniciar junto a esta nueva sección. Desde el tiempo que llevamos en la blogosfera hemos dedicado algunas de nuestras entradas a aquellos lugares que nos adentran en el mundo mágico de la lectura y creemos que estos sitios se merecen un rinconcito especial en nuestro blog. Por ello hoy me complace presentaros nuestra madriguera donde un adorable conejito blanco nos quiere guiar por estas localizaciones de cuento. Así que os invito, si os atrevéis, a aceptar este viaje al mundo de las maravillas....


Sigue al conejo blanco... 


Hoy me gustaría presentaros una de las cunas de peregrinaje para aquellos que, como yo, somos grandes aficionados al mundo del Vampirismo. 
Como no, hablo de Transilvania, ciudad Rumana conocida entre los aficionados a este género por el personaje que creó Bram Stoker, y que dicen fue inspirado en el príncipe de Valaquia Vlad Tepes, Drácula.

El castillo de Bran (así se denomina) está situado en la frontera entre Transilvania y Valaquia, cerca de Braşov. Por lo que se sabe fue construido en 1212 por la Orden Teutónica. Fue arrasado por hordas tártaras en 1241 y reconstruido 1377 por el rey Luis I de Hungría. Es a partir de está reconstrucción en la que se podría basar la novela de el Conde Drácula. Este castillo perteneció a la Princesa Elena de Rumanía, que lo heredó de su madre, la reina María. En 1948 fue incautado por el gobierno de Rumanía. A pesar de ser un reclamo turístico de importancia en la región, en 2006 fue devuelto a su auténtico propietario el Archiduque Dominico de Austria-Toscana (hijo de la princesa), que lo puso a la venta en 2007 por 50 millones de dolares. Su precio de tasación es de 140 millones de dolares. 

El castillo tiene entre 60 y 57 salas, múltiples pasadizos ocultos y la magia de la arquitectura hace el resto a nuestra imaginación. Uno de los pasillos conduce a un altillo donde se puede encontrar un sarcófago en el cual te explicaran que nuestro morador nocturno descansaba por la mañana para que el sol no dañara su piel. 

En este vídeo podréis ver el castillo por dentro gracias al documental de la ABC (en inglés).

El castillo se puede visitar únicamente con guía turística concertada. En la web de www.bran-castle.com podéis encontrar tanto información, horarios, precios o donde contratar la visita. Yo no lo he visitado (por desgracia), pero en la web podéis encontrar algunas fotos de su interior, donde se conservan tanto muebles básicos del día a día como instrumentos musicales de la época.

Se dice que este es el castillo en el cual se basó Bram Stoker como referencia para escenificar el lugar de residencia de Drácula, nuestro vampiro más famoso de la literatura. Según se comenta fue tras mantener una charla con un erudito húngaro que conoció la existencia del Príncipe Vlad Tepes. Así pues, y si la asociación de personajes es verídica, esta no podría ser la localización exacta del magnífico y aterrador castillo del Conde ya que Vlad Tepes solo estuvo en la edificación dos días en los cuales permaneció encarcelado en sus mazmorras.

Por otro lado el auténtico lugar de residencia de Vlad El empalador era el castillo de Poenari en el distrito de Argeş y fue parcialmente reconstruido y aún se puede acceder a él, pero esta deteriorado y no es tan impresionante como el castillo de Bran.

Si me permitís, y no queriendo quedarme únicamente en la residencia, me gustaría hacer un breve resumen de quien es Vlad el empalador, y de donde procede la supuesta idea de que es el reflejo del vampiro.

Vlad Dracul III nació en 1431 en Sighisiora. Era uno de los tres hijos legítimos de Vlad Dracul II. Fue entregado a la edad de 13 años, junto con su hermano Radu, a los turcos como rehén por su propio padre en señal de sumisión al sultán.
Cuando volvió del exilio descubrió que su padre había muerto apaleado y su hermano Mircea había sufrido la tortura de ser enterrado vivo, aunque primero le quemaron los ojos con un hierro candente. Esto fue concertado por Juan Hunyadi y apoyado por los boyardos.
Tras este incidente Vlad viajó durante ocho años por diferentes poblaciones aprendiendo sobre política y tácticas militares.

Entre 1456 – 1462 consiguió subir al trono. Durante este periodo causó el terror entre los pueblos y fue cuando su leyenda se hizo más famosa. Lo que más llamó la atención de su reinado fue el modo de castigar a sus detractores mediante la tortura física, de la cual su predilecta era el empalamiento. No hacia distinciones entre hombre, mujeres y niños. Sólo en 1459 hizo que 30.000 colonos alemanes (sajones) y oficiales fueran empalados. Todo aquel que osara estar en su contra sufría este castigo. Se dice que durante su reinado llegó a empalar entre 40,000 y 100,000 personas. Estos hechos están documentados y existen grabados en referencia. A raíz de este ensañamiento se comenzó a denominar al príncipe, Vlad Tepes (Tepes en Rumano significa “Empalador”). No se quedó solo en estas muertes, pues El empalador era un conquistador y dictador duro de roer. Descuartizó, asesinó y mató solo bajo su criterio. Hay varias leyendas sobre su barbarie.
Se dice, se comenta, que Vlad Tepes sufría de una enfermedad degenerativa llamada Porfiria. Dicha enfermedad tiene síntomas que asociamos actualmente al "Vampirismo" como es el hecho de retraer las encías, fotosensibilidad, anemia, o incluso su aversión a los ajos. Uno de los metodos utilizados en el medievo para apaliar o reducir la dolencia de esta enfermedad era la ingesta de sangre. 


Espero que os haya gustado el viaje por el mundo de Drácula tanto como me ha gustado a mí redactar esta impresionante historia. Obviamente se me han quedado mil cosas en el tintero, pero tampoco quería aburriros con mis pasiones por el mundo vampiril. Otro día os contaré más sobre lugares especiales de los libros que adoramos.

¿Que lugar queréis que visitemos la próxima vez?

¡¡Nos leemos!! Mordisquitos sangrientos!! 



 

16 comentarios:

  1. Muy interesante!! ^^

    Graciias por la infooo¡¡

    Besotess ^^

    ResponderEliminar
  2. Me encanta!!!!
    Ya ves, coincidimos en aquello del mundo del vampirismo. Pero vampiros de verdad, no esos que brillan por el día, van al colegio con doscientos años y en vez de comerse la comida, se enamoran de ella...
    Fantastico!!!!!
    Muacks!!!

    ResponderEliminar
  3. Me gusta muchísimo esta idea de sección. Lo que cuentas en esta entrega en concreto ya lo conocía más o menos, porque tuve mi época de indagar en los mundos vampíricos (los de verdad, no los de instituto), pero me muero por ver de qué nos hablas en próximas ediciones :)

    ResponderEliminar
  4. Pues nada, mira que sepas que el próximo hachazo es en defensa de los vampiros de verdad. Así que le daremos hachazo a crepusculo
    jajaja
    Muacks!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajajajaja Perfecto. Estaré atenta al próximo hachazo pues. A mí es que eso de que brillen...jajaja

      Un fuerte abrazo!
      Nimue

      Eliminar
  5. Hola guapa!!!
    Me encanta esta sección y me ha encantando que hayas hablado de Drácula que soy super fan desde pequeñita. Besotes cielo ;)

    ResponderEliminar
  6. Yo leí Drácula por la escuela. No es de mis favoritos pero me alegra haberlo leido y además, el mito del vampiro me parece muy interesante.
    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Estupenda sección y acertadísima elección para inaugurarla. Drácula es de mis novelas de cabecera (yo también soy fan de los vampiros DE VERDAD XD) así que este recorrido por sus escenarios reales me ha encantado

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  8. Muy buena sección! sencillamente me ha encantado!!! ¿dónde nos llevaréis la próxima vez? ahora no se me ocurre ningún lugar para sugeriros :( Besos

    ResponderEliminar
  9. Me ha gustado la sección y además a la novela de drácula le tengo un especial cariño...algún viajaré para verlo jeje
    Un beso!

    ResponderEliminar
  10. Muy curiosa esta sección, seguro que aprenderemos más de una lugar maravilloso.
    Muchos besos

    ResponderEliminar
  11. He alucinado con el castillo!!
    Y además se puede visitar y todo. A ver si en un futuro, cuando tenga dinero puedo hacer turisteo por alli xDD

    Y me ha parecido muy interesante la historia de Vlad, del que solo conocía el sobrenombre del Empalador. Por dios, las muertes de su familia...
    Y muy curioso lo de la Porfiria

    Gran sección!!
    Me ha gustado mucho ^^
    Un saludo!

    ResponderEliminar
  12. Me ha encantado la entrada, porque siempre me han interesado mucho estos temas, y todo lo relacionado con la leyenda de Drácula.

    He visto el vídeo del castillo, y que guapo, tiene que ser toda una experiencia darse un paseo por allí, pero lo que no sabía es que el de "Argeş" fue su verdadera residencia.

    ESTUPENDA SECCIÓN! ;)

    ResponderEliminar
  13. Hola!
    Me parece una sección muy chula e interesante!
    Ya conocía la historia de que el personaje de Drácula estaba basado en Vlad Dracul, pero con tanto detalle, así que gracias por la información.
    Saludoos!

    http://confidenciasaldescubierto.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
  14. OMG! Qué habéis hecho???!! HABÉIS HECHO LA MEJOR SECCIÓN DE TODA LA BLOGOSFERA! Esto es lo que se llama ser creativo y diferente.
    Os felicito, de verdad.
    A ver con qué nos sorprendéis la próxima entrega!
    Un abrazo!

    ResponderEliminar